19 dic. 2012

Para leer: Kárvadan. La leyenda del impostor. Las crónicas de Carr-Mor 1, de Carles Batlle


Creedme si os digo que me ha costado horrores terminar esta novela. Me suele pasar que cuando un libro me dura más de dos semanas me empiezo a desesperar, y es que Kárvadan se me ha hecho eterno, y eso que no es tan largo como parece. Son 557 páginas, con un tamaño de letra cómoda y además tiene acción constante, el problema es que abusa demasiado de las descripciones. O al menos a mí me lo ha parecido.

La calidad de la obra es incuestionable. Es una novela con un estilo muy definido y muy cuidado. Uno de los aspectos que más me ha gustado es el cambio de registro entre escenas. La historia está narrada por dos protagonistas: Lía, princesa de su reino, y Pol, un joven extraviado en un mundo extraño. Los primeros capítulos, no obstante, me resultaron muy confusos porque de golpe y porrazo los personajes empiezan a divagar con sensaciones muy abstractas y no acabé de conectar con la historia hasta que estuvo un poco más avanzada. Luego parece que se suaviza el tono y empiezan a ceñirse a los hechos y a las descripciones. Mogollón de descripciones… También hay un diálogo constante entre los narradores y el lector. Ambos cuentan la historia a alguien; Lía a su hijo, Pol a una persona que no se sabe muy bien quién es. La sensación que viene a transmitir es que nos hablan directamente, a veces incluso hay incisos, como llamadas de atención, para hacernos participar en la historia con frases como “No te rías, lo que te cuento es verdad”. Es muy curioso este recurso, en pocas novelas lo he llegado a ver y la verdad es que me ha gustado bastante eso de ser partícipe directa del testimonio de los protas.

La historia, por su parte, me pareció diferente, aunque no sabría si catalogarla de original sería acertado. La base argumental es la típica (que conste que a mí me encanta y no me canso de leer historias así): personaje de la vida real que viaja misteriosamente a un mundo distinto repletito de fantasía. En esta ocasión Kárvadan huye del modelo Dragones y Mazmorras y se centra en una tierra atemporal, parecida a una época post-prehistórica que no se sabe muy bien si se trata de una realidad paralela, si es un momento del pasado o si pertenece a un futuro en el que la humanidad ha involucionado. Las mujeres al dar a luz mueren por un extraño mal que no tiene cura por lo que es una sociedad avocada a la extinción. Según la profecía, el Kárvadan llegará con una cura y todos serán felices y comerán perdices. Hay reinos, ciudades con reyes y princesas (aunque no se llaman así), con sacerdotes, con profecías, hay animales peligrosos que protagonizarán muchas escenas y sobre todo hay selva. Hay selva hasta que te hartes. Y he aquí mi disgusto.

Que una novela sea descriptiva está bien, pero cuando se abusa con páginas y páginas hablando sobre selvas, lomas, árboles y cosas verdes pues a la que llevas 100 páginas ya cansa. A mi parecer, y esto es una opinión subjetiva, a la novela le sobran muchas páginas, las cuales me he saltado a la torera sin perderme nada importante. Eso sí, merece la pena echarle el ojo a las descripciones para tomar nota de la buena pluma de su autor. Por otro lado tiene tramos de mucha acción, pero abundan más los momentos de calma en los que solo nos habla de cómo es esa tierra. Ni qué decir tiene que la ambientación está muy conseguida, ahora mismo no me hace falta una instantánea para visualizar la selva y los animalitos que la moran.

En cuanto al final, se cierran tan poquitos misterios que me he sentido bastante frustrada al terminarla. Con el trabajito que me ha costado, encima no he resuelto nada más que la cuestión que atañe al impostor, lo demás siguen siendo puras incógnitas. Tengo curiosidad por saber más pero la verdad es que me da pereza leerme otro libro igual de extenso para que al final tampoco satisfaga mi curiosidad. No sé si se trata de dos volúmenes, de tres, o si es una saga más larga. La comparan con obras como El señor de los anillos, que creo que es decir demasiado, y con la saga de El nombre del viento. Ésta última no la he leído así que no puedo compararlas, lo que sí me parece es que al menos han intentado emularla con una edición parecida. El libro es igual de gordo y la portada tiene el mismo patrón con ese marco floral alrededor de la figura central. Es una portada muy bonita, todo hay que decirlo.

Veremos qué derroteros toma esta saga, puede ser posible que en el próximo libro se limen todas estas cuestiones que comento. Habrá que esperar a leerlo.

Una novela de La Galera.

El gatito Baldomero dice:

Me gusta pero me costó.
Prefiero mi bonsai, que tiene menos verde.

14 comentarios:

  1. Larga, larga, muy laaaaarga... abultada e hinchada con momentos, situaciones y descripciones que no sé muy bien si venían a cuento.

    Confieso que he tenido que dejarla al margen porque no avanzaba con ella. Llevaba una semana y no había pasado de las trescientas y, como dices, empezaba a estar desesperado. Un estilo cuidado, bien escrita, pero la sensación de que menos hubiera sido mucho más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal, ya pensaba que era cosa mía. En realidad lo has descrito muy bien, esta novela con menos habría sido mucho más, porque después de todo la historia tiene su aquel.

      Eliminar
  2. Que lastima. En mi blog analizando la portada tambien dije que se parecia a El nombre del viento xD pero bueno, que yo me estoy leyendo ese y ps no me llama nada este

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El nombre dle viento no lo he leído todavía, algún día lo haré y veremos qué tal es.

      Eliminar
  3. La verdad es que esta novela siempre me ha llamado muchísimo la atención, pero aún así no me acababa de convencer del todo, no sé muy bien por qué. Pero si se parece tanto a El nombre del viento creo que paso. Me decepcionó muchísimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si se paree o no, pues no te sé decir porque no leí la otra, pero puede que sea más una estrategia de venta que porque realmente se parezcan. A mí es que eso de las comparaciones simpre me pareció odioso XD

      Eliminar
  4. Jajjajajjaajja ay lo del bonsai!!! jajajajajajaj
    Buena reseña ;)

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me apostaría el dedo chico del pie a que el autor podría dedicar unas 20 páginas a la descripción de mi bonsai XD

      Eliminar
  5. Pues tiene buena pinta por el contexto en que se enmarca (sociedad abocada a la extinción y demás) e incluso por el escenario. Pero si tiene tantísima paja, me parece que paso y le hago caso al gatito...

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La historia está bien, a mí me gustó el planteamiento y la trama, lo malo es que no soy muy amiga de abultar las novelas porque sí. Ahora hay que reconocerle que las descripciones son geniales, si me atasco algún día con eso lo tomaré como referencia.

      Eliminar
  6. Jjajaja que risa xD pues una pena linda, porque tenia una pintaza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todo es cuestión de gustos, habrá a quien le encanten las novelas descriptivas. Fíjate cómo será que yo ni siquiera llegué a terminar de leer El seños de los anillos, me quedé en la mitad.

      Eliminar
  7. He leído reseñas que lo ponen muy flojo...ya veo que a ti te ha gustado pero que se excedía en las descripciones...yo esperaré a ver que os parece la segunda parte y entonces me decidiré.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. Me gustaría leerlo pero a mi también me echa un poco para atrás el abuso de descripciones, de todas maneras espero darle una oportunidad. Felices fiestas

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...