13 jun. 2012

Para leer: Las caras de la luna, de Leila Milá



Imagina que estás en una discoteca, es una noche normal de salida con los amigos pero de repente descubres entre la gente a un chico arrebatadoramente atractivo capaz de hacer que hiervan tus hormonas. Así comienza la historia de Yuna y Jasper, y es con la pasión como protagonista como arranca Las caras de la luna. Pero no se vayan todavía, que aún hay más. El mundo donde viven es muy particular porque los humanos conviven con todo tipo de criaturas míticas como vampiros, demonios y hombres lobo (licántropos como Jasper y su familia), y además el flechazo entre la pareja es más de lo que parece puesto que fue vaticinado por una profecía. Éste es uno de los tantos misterios que rodean a Yuna, que no es tan humana como ella cree ser.

El hilo principal es el romance y el tira y afloja por parte de Yuna, cuestión que no sólo veremos desde su punto de vista sino también desde el de Jasper. El narrador salta de uno a otro indistintamente y afianzando el protagonismo indiscutible de la pareja y el desarrollo de la relación. Por otro lado la atracción incontenible que sufren, que podría parecer precipitada, queda justificada por lo místico que la rodea y es precisamente por la profecía por lo que el repentino enamoramiento parece inevitable. Los encuentros son acorde con la situación y las escenas eróticas están descritas con calma y detalle pero sin embargo todo lo demás cojea a nivel narrativo y de estructuración. No deja de sorprenderme la diferencia de trato entre las escenas románticas, muy cuidadas, y las demás. Por lo general la acción se presenta de forma abrupta y sin transiciones (en más de una ocasión tuve que volver atrás para averiguar cuándo había empezado Yuna a repartir mamporros), unido a los cambios bruscos entre personajes y la falta de interacción con el escenario por parte de éstos consiguieron desconcertarme en más de una ocasión y sacarme del hilo argumental.

La ambientación es otro de los puntos flacos. La historia se centra tanto en el romance que deja de lado un aspecto tan importante, sobre todo si hablamos de un escenario tan particular como el que plantea. Asienta la base de una sociedad caracterizada por lo fantástico y lo mágico, que a mi modo de ver es uno de los ingredientes que faltaron por explotar y que habrían dado veracidad y profundidad a la historia, pero se olvidó de solidificar los cimientos. Por poner un ejemplo, se menciona que los licántropos han conseguido, o están consiguiendo, puestos importantes dentro del gobierno pero no insiste más allá de un par de frases de situación y me pregunté cómo sería, cómo se organizarían los licántropos fuera de sus propios clanes y cómo serían las relaciones tanto con los humanos como con el resto de razas. La narración incide más en lo cotidiano, en lo inmediato, y presenta con detalle a la familia (numerosa) de Jasper donde los instintos y la jerarquía impuesta por el más fuerte son los que priman. El comportamiento de todos ellos es muy “perruno”, por llamarlo de alguna manera, y es un retrato bastante fiel de la idea que se esboza sobre los hombres lobo a lo largo de la novela.

Las caras de la luna es una historia que plantea un argumento muy atractivo e interesante y con unas subtramas que podrían haber dado mucho más de sí de no haberse centrado exclusivamente en la relación de la pareja. De cualquier modo es la primera entrega de una trilogía así que es posible que en la próxima la autora nos sorprenda con un conjunto más consistente y desarrollado ya que en esta primera parte queda claro que Yuna y Jasper se aman hasta el infinito y más allá.


El gatito Baldomero dice:
Está entretenida.

9 comentarios:

  1. Gracias por leerla y tomarte tu tiempo. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Me ha gustado la reseña pero el mundo de licantropos, vampiro, demonios... lo visito poco y creo que lo dejaré pasar. besitos

    ResponderEliminar
  3. Me llamó la atención cuando lo pusiste como novedad y vaya por lo menos parece entretenida.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  4. Soy el primer romanticón, pero es que aborrezco las historias que se centran en eso y, como comentas en la reseña, descuidan otros aspectos.

    Besines

    ResponderEliminar
  5. No me llama mucho la atención, y con tanto por leer, creo que esta vez lo dejaré pasar.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  6. Bueno la historia en sí me parece atractiva y los licántropos me van bastante...me lo pienso, pero si cae en mis manos lo leeré, me gusto tu reseña. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Más romanticismo entre especies?
    Paso, ya estoy un poco saturada.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Pues no lo conocía, pero creo que lo voy a dejar pasar, al menos de momento... =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  9. no tenia ni idea de el ;) pero la verdad no me llama mucho xD

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...